Alicia en el País de Las Maravillas de Lewis Carrol

DATOS BIOGRÁFICOS DE LEWIS CARROLL

Charles Lutwidge Dodgson era el verdadero nombre de Lewis Carroll. Nació en Daresbury (Inglaterra), en 1832 y era el mayor de 11 hijos

 A los 18 años, ingresó a la Universidad de Oxford, en la que obtuvo el grado de bachiller y se recibió de preceptor. Por varios motivos, uno de ellos que era tartamudo, no pudo integrarse a una buena convivencia con sus compañeros. En 1861, es ordenado diácono de la iglesia. Poco es lo que hay que decir, aparte de estos hechos, acerca de la vida del reverendo Dodgson.

Vivió tan tranquilamente como puede hacerlo cualquier otro hombre, su di­versión favorita fueron las matemáticas y la fotografía. Padeció de insomnios durante toda su existencia, y pasaba noches enteras despiertas, con los arduos problemas matemáticos dando vueltas en su cabeza y tratando de descifrarlos. Muere el catorce de enero de 1898 de una bronquitis, unos días antes de cumplir los 66 años.

Sus cuentos vieron la luz con el seudónimo Lewis Carroll; sus obras están impreg­nadas de acertijos matemáticos, trabalenguas, adivinanzas y temas parecidos.

Quizá la razón de esto fuera su extraordinaria timidez ante la gente, es decir, ante los adultos. Tenía pocos amigos en la plenitud de su desarrollo y creci­miento, y como era tímido, se retrajo de los adultos y creó sus amistades entre los niños, especialmente entre las niñas pequeñas; los comprendía perfectamen­te y era su natural y delicioso compañero. Fácilmente tomaba parte en sus juegos; inventaba algunos nuevos y les contaba cuentos e historias.

La Alicia real de su famosa obra era la hija de su amigo, el diácono Liddell; la cual, mucho más tarde, relató cómo esos cuentos caprichosos que aún delei­tan a los lectores de todas las edades y de todos los países, le fueron referidos a ella y a sus dos hermanas:

 «Muchos de los cuentos del Sr. Dodgson nos fueron contados en nuestras excursiones por el río, cerca de Oxford. Me parece que el principio de ‘Alicia’ nos fue relatado en una tarde de verano en la que el sol era tan ardiente, que habíamos desembarcado en unas praderas situadas corriente abajo del río y habíamos abandonado el bote para refugiarnos a la sombra de un almiar recientemente formado. Allí, las tres repetimos nuestra vieja solicitud: cuéntenos una historia, y así comenzó su relato, siempre delicioso.

Algunas veces para mortificarnos o porque realmente estaba cansado, el Sr. Dodgson se detenía repentinamente diciéndonos: esto es todo, hasta la próxima vez; ¡ah, pero esta es la próxima vez!, exclamábamos las tres al mismo tiempo, y después de varias tentativas para persuadirlo, la narración se reanudaba nuevamente».

Alicia en el país de las maravillas se publicó en 1864. Su versión inicial se tituló Las aventuras subterráneas de Alicia y puede encontrarse una traducción al castellano de la misma. En 1871, apareció su continuación titulada A través del espejo. Ambas fueron ilustradas por el famoso dibujante inglés John Tenniel.

RESUMEN DE LA OBRA ALICIA EN EL PAÍS DE LAS MARAVILLAS

El resumen de la obra Alicia en el país de las maravillas, está centrado en los acontecimientos que le van ocurriendo a una niña llamada Alicia.

Alicia se encuentra con su hermana, apoyada en un árbol y leyendo un libro. De repente ve un conejo blanco con muela prisa que lleva un reloj y habla; y decide seguiría. En su intento, Alicia cae por un pozo y tarda mucho tiempo en llegar abajo.

Al final, llega a una casa con una puerta pequeñita por la que no puede pasar. Mientras transcurre el tiempo, una botella en la que se puede leer «bébeme» llega a los ojos de Alicia. Se bebe el contenido de la botella, el cual es una poción que la hace encogerse hasta que sea tan pequeña y pueda entrar por la puerta. Cuando ya ha encogido del todo, se da cuenta de que la llave de la puerta pequeña está sobre la mesa (de tamaño real) a la que no llega.

Se encuentra con un pastelillo que dice «cómeme»; y al comerlo, se hace grande. Se pone a llorar tanto que crea un mar de lágrimas dentro de la casa y, sin darse cuenta, se vuelve a achicar .

Encuentra a un ratón nadando y los dos llegan a tierra, donde conoce a varios animales cuyo jefe es un dodo.

El dodo organiza una carrera en comité y después de hacerla, Alicia vuelve a hacerse grande; pero esta vez tan grande como la casa del conejo, por la que se queda atrapada dentro de ella.

El conejo, al ver que Alicia está dentro de su casa, intentar echarla tirándole piedras. Afortunadamente, encuentra un pastelillo que la hace pequeña y le permite escapar hacia el bosque y llegar a la casa de una duquesa.

Dentro de esta casa ve a un niño que está llorando.

 Alicia lo recoge y cuando está corriendo con él, el niño se convierte en un cerdo. Luego, Alicia se encuentra con el gato de la duquesa que le dice los sitios donde puede ir. Decide ir a la casa del sombrerero que está acompañado por la Liebre de Marzo y un lirón. Después, vuelve a la casa del conejo, coge la llave, se hace pequeña y pasa por la puerta minúscula; ve a unos soldados pintando unas rosas blancas de color rojo. La reina encuentra a Alicia y ordena que le corten la cabeza sin motivo alguno. Pero más tarde se disculpa por haber actua­do así, y le propone un partido de croquet muy particular.

Vuelve a encontrarse con el gato de la duquesa, que estaba en el calabozo, posteriormente es liberada para que pueda hablar con su gato. Finalmente, van a un juicio muy extraño en el que Alicia tiene que declarar y donde niega haber robado las tartas de la reina. Por último Alicia se despierta. Todo ha sido un sueño.

A través de la tarde color de oro el agua nos lleva sin esfuerzo por nuestra parte, pues los que empujan los remos son unos brazos infantiles que inten­tan, con sus manitas, guiar el curso de nuestra barca.

Pero, ¡las tres son muy crueles!, ya que sin fijarse en el apacible tiempo, ni en el ensueño de la hora presente, exigen una historia de una voz que apenas tiene aliento, tanto que ni a una pluma podría soplar mas, ¿qué podría una voz tan débil contra la voluntad de las tres?

La primera, imperiosamente, dicta su decreto: «¡Comience el cuento!» La segunda, un poco más amable, pide que el cuento no sea tonto, mientras que la tercera interrum­pe la historia nada más que una vez por minuto.

Conseguido al fin el silencio, con la imaginación las lleva, siguiendo a esa niña soñada, por un mundo nuevo, de hermosas maravillas en el que hasta los pájaros. y las bestias hablan con voz humana, y ellas casi se creen estar allí. Y cada vez que el narrador intentaba, seca ya la fuente de su inspiración dejar la narración para el día siguiente, y decía: «El resto para la próxima vez», las tres, al mismo tiempo, decían: «¡Ya es la próxima vez!»

y así fue surgiendo el «País de las Maravillas», poquito a poco, y una a una, el mosaico de sus extrañas aventuras. y ahora, que el relato toca a su fin, también el timón de la barca nos vuelve al hogar, ¡una alegre tripulación, bajo el sol que ya se oculta!

Alicia, para ti este cuento infantil.

Ponlo con tu mano pequeña y amable donde descansan los cuentos infantiles, entrela­zados, como las flores ya marchitas en la guirnalda de la memoria.

Es la ofrenda de un peregrino que las recogió en países lejanos.

 DATOS DE LA OBRA ALICIA EN EL PAÍS DE LAS MARAVILLAS

 PUBLICACIÓN DE LA OBRA Alicia en el país de las maravillas es en el año 1864.

AUTOR: Lewis Carroll su nombre verdadero era “Charles Lutwidge Dodgson”

 GÉNERO LITERARIO:  Narrativo.

 ESPECIE LITERARIA: es el cuento.

 CORRIENTE o ESCUELA LITERARIA a la que pertenece el autor es el Romanticismo.

El TEMA PRINCIPAL o CENTRAL :

El tema de la obra Alicia en el país de las mara­villas es la descripción de los sueños de una niña que entra en un mundo lleno de personajes singulares. Las aventuras son completamente disparata­das, pero en extremo lógicas, y envuelven paradojas matemáticas y diver­sos juegos lingüísticos.

PERSONAJES  DE LA OBRA ALICIA EN EL PAÍS DE LAS MARAVILLAS

Alicia:

Es cariñosa, cortes con todos, y confiada, inocente, imaginativa, y tremendamente curiosa. Alicia involuntariamente va a una aventura subterránea después de caer accidentalmente en un agujero de conejo en el País de las Maravillas.

 El Conejo Blanco:

El Conejo tiene prisa antes de consultar ni siquiera la hora, vive atado a un tiempo que se le escapa y que le obliga a correr.El conejo simboliza “El recuerdo divino”.

Aparece al principio del libro, en el capítulo uno, vistiendo un chaleco, y murmurando que llega demasiado tarde a su destino. Es entonces cuando Alicia lo sigue hasta la madriguera que lleva hasta el País de las Maravillas. Alicia se reencuentra con él más adelante, cuando este la confunde con su criada Mary Ann y la envía hasta su casa para hacer una búsqueda. Es entonces cuando Alicia bebe de una botella que la hace crecer demasiado, hasta tal punto que queda atrapada en la casa del Conejo. Este personaje vuelve a aparecer en los últimos capítulos, como heraldo del Rey y de la Reina de Corazones.

 La Reina de Corazones:

Es enemiga de Alicia, es Una monarca de muy mal genio, lleno de furia, quien se atreva a ofenderla y no obedezca sus órdenes, ella lo manda decapitar con los naipes. Es también presumida, prepotente, tonta.

 El Rey de Corazones:

Gobierna el país de las maravillas junto a la reina de corazones, el rey de corazones indulta a muchos cuando la reina de corazones ha ordenado su ejecución.

Cuando la reina de corazones esta frustrada ordena decapitar a Alicia, el rey de corazones le recuerda que solo es una niña. Y así libre de morir a Alicia.

La Duquesa:

 Dueña del gato de Cheshire, según Alicia es poco atractiva.

Los Naipes:

La guardia real de La reina de Corazones, cumplen todas las ordenes, le ayudan a ganar, También le ayudan a ganar en sus partidas de croquet haciendo trampas .

Gato Cheshire:

 También llamado Gato Risón o Gato Sonriente,  se distingue por que siempre esta sonriente.

El sombrero:

 Conocido también como el sombrero loco: La confusión probablemente proviene del hecho de que el Gato de Cheshire le advierte a Alicia que el Sombrerero está loco, lo cual se confirma por la conducta excéntrica del Sombrerero.

 Es uno de los personajes más locos del País de las Maravillas junto con La Liebre de Marzo. Le encanta el té. Y celebra junto con La Liebre de Marzo y el Lirón la fiesta de no cumpleaños.

 La Liebre de Marzo:

La Liebre se siente obligada a participar continuamente en una merienda o té, desde que la Reina de Corazones acusara a dicho Sombrerero de «matar el tiempo» mientras cantaba en un concierto.

 Tweedledum tweedledee:

Son dos hombrecitos totalmente iguales. Son muy pesados e insistentes ya que hacen todo lo posible para que Alicia se quede un rato con ellos. Estos le cuentan la historia de las ostras curiosas”.

El lirón:

El lirón es muy tranquilo y dormilón solo se altera cuando oye la palabra gato, que para tranquilizarlo tienen que darle jalea.

 La morsa, el Carpintero:

 Son los personajes de “la historia de las ostras curiosas”. A La Morsa no le gusta nada trabajar ella prefiere descansar por eso se aprovecha del Carpintero que a diferencia de ella si que es muy trabajador.

El Dodo:

 Es un pájaro, con chaleco y sombrero de capitán. Nunca pierde la calma y cree tener la solución para todo. Tiene mucho poder de convicción.

Diana:

Es una gatita y mascota de Alicia.

La hermana de Alicia:

Es mayor que Alicia y es una chica responsable, educada y racional, todo lo contrario a Alicia

 El picaporte:

Permite la entrada al país de las maravillas. Al ser muy pequeña la puerta por donde tiene que pasar Alicia, el Picaporte le da una bebida y unas pastas para que ella las tome y así consiga pasar

Bill:

Es un “lagartijo” que limpia chimeneas. Haría cualquier cosa por ser reconocido como un héroe.

La Sra Pájaro:

 Viste con sombrerito rosa y con gafas. Es muy nerviosa y habla muy deprisa. Tiene pánico a las serpientes porque estas se comen los huevos

 La oruga azul:

 La Oruga azul mide siete centímetros de altura, y es encontrada por Alicia sentada en una seta gigante, fumando un narguile.

La Rosa: Es la flor más respetada entre las flores del jardín

Las ostras: Son llevados por la morsa con engaños a pasear, para luego ser comidos por la morsa.

ALICIA EN EL PAÍS DE LAS MARAVILLAS.

 La popularidad de esta obra se debe a que bajo su fantasía late una profunda percepción psico­lógica, unida a una lógica que sólo un gran escritor y matemático como Lewis Carrol, podría utilizar de forma tan atractiva.

En una época de implacable didacticismo de los libros infantiles, Alicia fue el primer personaje de la literatura infantil que entrevió la hipocresía y la presuntuosidad didáctica del mundo de los adultos. El atractivo de estos relatos, para los adultos, reside en la ingeniosa mezcla de fantasía y reali­dad, suave sátira, absurdidad y lógica. Los nombres y las expresiones de los personajes: la Liebre de Marzo, el sombrerero loco, el gato de Cheshire o la Reina de Corazones han entrado a formar parte de los personajes clási­cos de la literatura.

Escriba un Comentario

Calificacion*