Literatura HispanoAmericana

literatura HispanoAmericana

LITERATURA HISPANOAMERICANA   

Datos de La literatura Hispanoamericana

incluye a todos los países americanos que tienen el español como lengua materna. Su historia, que comenzó durante el siglo XVI, en la época de los conquistadores.

Durante el periodo colonial fue un simple apéndice de las literaturas, pasa por una etapa de independencia, consolidacion

debemos situarnos en el siglo XX; fue cuando adquiere voz propia al acabar totalmente su dependencia con el imperio colonial español. y es ahi como se le conoce como el “BOOM” movimiento que da ha conocer al mundo la literatura hispanoamericana.

Literatura HispanoAmericana

Los pueblos indígenas que habitaron las tierras del Nuevo Mundo alcanzaron un gran desarrollo social y cultural, sólo comparable a lo alcanzado por los egipcios y romanos. Los pueblos americanos de mayor desarrollo fueron:

los incas (Perú), los mayas (Yucatán Guatemala) y los aztecas (México). Estas civilizaciones se ubicaron en Centroamérica y América del Sur.

En tanto, los grupos de indios del norte (hoy Estados Unidos) se hallaban rezagados social y culturalmente. Las manifestaciones artísticas y literarias en la época precolombina o prehispánica fueron ricas, variadas y propias bajo el influjo de la tierra, las costumbres, las creencias y las aspiraciones de bienestar y grandeza, veremos estas expresiones literarias en las civilizaciones más avanzadas: Inca, Maya y Azteca.

Aunque durante siglos la literatura hispanoamericana siguió un camino paralelo a la literatura peninsular: estética renacentista, novela pastoril, teatro dramático, influjo de la Ilustración, neoclasicismo, racionalismo y romanticismo; hacia el siglo XIX surgió en Argentina la literatura gauchesca y en los albores del siglo XX la literatura hispanoamericana culminó con la aparición del primer movimiento propiamente hispanoamericano:

El modernismo, en el que sobresalió R. Darío como verdadero forjador y renovador de la poesía. Géneros como el cuento y la narrativa corta fueron propicios a las exploraciones novedosas y produjeron obras tan interesantes como las de J. L. Borges, J. Cortázar y C. Fuentes. La poesía tuvo también su primer período fecundo a comienzos del siglo XX con autores como P. Neruda y C. Vallejo.

La narrativa realista siguió triunfando, a veces con matices de análisis psicológico y de ambientación urbana. Durante los años sesenta se produjo el denominado boom narrativo hispanoamericano representado por novelistas como G. García Márquez, E. Sábato, M. Vargas Llosa, J. C. Onetti, C. Fuentes, J. Donoso, G. Cabrera Infante o A. Roa Bastos.

LOS INICIOS DE LA LITERATURA HISPANOAMERICANA

Entre 1492y mediados del s. XVI la cultura de los pueblos aborígenes de América fue sustituida por la civilización importada por los conquistadores españoles. Hacia 1533 el imperio español ya había instaurado en la América española una estructura colonial que se mantendría hasta finales del s. XVIII.

Los primeros hombres de letras hispanoamericanos eran o bien misioneros y clérigos o bien hijos de propietarios rurales y de funcionarios públicos. Su educación, en todos los casos, había corrido a cargo de la Iglesia católica, y, por tanto, su tradición literaria era clásica y española.

Las llamadas crónicas de la conquista o crónicas de Indias constituyen los productos literarios más significativos del período. Las dos figuras literarias más importantes de esta etapa son Bernal Díaz del Castillo y el Inca Garcilaso de la Vega. A estos personajes hay que añadir la monja poetisa sor Juana Inés de la Cruz.

LITERATURA HISPANOAMERICA COMPRENDE SEIS PERIODOS

  • Literatura de los pueblos Aborígenes
  • Literatura del periodo Colonial
  • Literatura Neoclásica
  • Literatura de la emancipación
  • Literatura de La Republica
  • Literatura Contemporánea

LITERATURA DE LOS PUEBLOS ABORÍGENES

Las literaturas aborígenes amerindias o precolombinas son difíciles de definir en sus características generales, debido a la enorme complejidad lingüística y cultural que en su conjunto presentan y al estadio casi incipiente de conocimiento, clasificación e interpretación de la mayoría de ellas.

En la medida en que las literaturas amerindias son la expresión de las culturas indígenas no afectadas por el contacto europeo, todos los pueblos americanos actualmente conservados poseen una literatura propia, con mayor o menor riqueza de leyendas míticas, cantares épicos o canciones rituales para la guerra o para el trabajo. Son, por lo tanto, mayoritariamente, poseedores de una literatura oral.

TRES GRANDES FOCOS DE CIVILIZACIÓN

La literatura prehispánica es el conjunto de manifestaciones de las grandes culturas que existieron en nuestro continente antes de la llegada de los españoles. Tenemos, por tanto, tres grandes grupos:

CARACTERÍSTICAS GENERALES:

Es, por lo general, una literatura anónima. Los autores no firmaban sus obras porque no les interesaba, en esa época, dejar constancia de sí mismos. Tampoco pretendían expresar sus sentimientos individuales, sino los de toda la comunidad. Por tanto, las manifestaciones literarias se expresan en bailes, fiestas, celebraciones y otras actuaciones colectivas.

ES UNA LITERATURA AGRARIA

Ligada estrechamente al tema de la tierra y al trabajo agrícola. Esto se debe a que la economía precolombina se basaba en el trabajo del campo. Por ello, la naturaleza (el paisaje, los animales, la cosecha, etc.) está casi siempre presente en sus manifestaciones literarias.

ES UNA LITERATURA ORAL:

Se transmitía oralmente de padres a hijos a través degeneraciones, y así se conservaba en la memoria de los pueblos. Aún hoy es posible encontrar leyendas y piezas de la literatura prehispánica en boca de pobladores de las regiones menos castellanizadas

LITERATURA  COLONIAL

(S.XVI-XVII)

La literatura hispanoamericana arranca de las crónicas redactadas en torno al descubrimiento y la conquista del Nuevo Mundo. Los cronistas serán los primeros que relaten los hechos sucedidos entre los españoles y los aborígenes en sus iniciales encuentros. Comenzando por el mismo Cristóbal Colón (h. 1451- 1506), que fue el primero de los cronistas a través del Diario de viaje, transcrito por el padre Bartolomé de las Casas en su Historia general de las Indias, y por las Cartas de relación que Hernán Cortés (1485-1547) escribió, a Carlos I, abundan los textos de primera mano sobre cada una de las etapas de la conquista, que data deis. XVI.

LAS CRÓNICAS DE LA CONQUISTA

En esta etapa literaria se da un fenómeno de desajuste cronológico con respecto a lo que ocurría en España, lo que ha sido señalado por los estudiosos como una de las características más singulares de la literatura hispanoamericana; y este anacronismo durará hasta el Romanticismo. En el momento en que tiene lugar el descubrimiento de América, en España se está gestando el Renacimiento. Parecería lógico, por tanto, que los primeros escritores hispanoamericanos se manifestaran como prerrenacentistas. Esto no ocurrió así, y el crítico Anderson Imbert lo explica del siguiente modo: «Los hombres que llegaron al Nuevo Mundo estaban impulsados por las fuerzas espirituales del Renacimiento, pero sus cabezas tenían todavía marco medieval.»

Se ha considerado que los cronistas son los primeros intérpretes de la realidad del Nuevo Mundo. Sus testimonios interesan como documentos históricos de primer orden y también como los primeros frutos de la literatura hispanoamericana. En dichas crónicas se encuentran ya los rasgos que marcarán la literatura del Nuevo Mundo: exaltación de una naturaleza exuberante y preocupación por el hombre.

CRONISTAS DE LA EPOCA COLONIAL

Los cronistas que sobresalen son los siguientes:

CRONISTAS ESPAÑOLES:

  • BERNAL DÍAZ DEL CASTILLO: (1492-1581) (soldado de Hernán Cortés que se atreve a citar novelas de caballerías, especie literaria cuya exportación a las Indias estaba prohibida) (Historia verdadera de los sucesos de la conquista de la nueva España” (Publicación póstuma: 1632) (esta obra es considerada la más completa de las crónicas de México).
  • FRAY BARTOLOMÉ VELAS CASAS: (1474-1565) (proclamado defensor de los indígenas) “Historia de las indias ” (1492-1520). “Tratados ” (1552) (son nueve, de los cuales sobresale el primero, llamado “Brevísima relación de la destrucción de las indias”, que relata, provincia por provincia, las acciones sangrientas de los españoles durante la conquista).
  • GONZALO FERNÁNDEZ DE OVIEDO: (1478-1557) “Historia general y natural de las indias “.
  • PEDRO CIEZA DE LEÓN: (1518-1560) “La crónica del Perú” PEDRO SARMIENTO DE GAMBOA: “Historia Incaica “
  • FRAY GASPAR DE CARVAJAL: “Relación del nuevo descubrimiento del famoso río Grande de las Amazonas”.
  • ALVAR NÚÑEZ CABEZA DE VACA: “Naufragios”.
  • AGUSTÍN DE ZARATE -José de Acosta.
  • JIMÉNEZ DE QUESADA Pedro Gutiérrez de Santa Clara.

CRONISTAS PERUANOS:

  • FELIPE HUAMÁN POMA DE AYALA: (¿1526-1613?) “Nueva crónica y buen gobierno”
  • GARCILASO DE LA VEGA, EL INCA: (1539-1616) “Comentarios reales” (1609- 1617).

CRONISTAS MEXICANOS:

  • JUANSUÁREZ DE PERALTA: “Tratado del descubrimiento de las indias “
  • FRANCISCO BRAMÓN Juan de Palafoxy Mendoza.

CRONISTAS PARAGUAYOS:

  • RUY DÍAS DE GUZMÁN: (¿15587-1629) “La Argentina manuscrita” o “historia del descubrimiento, población y conquista del río de la plata “(1612).

CRÓNISTAS COLOMBIANOS:

  • JUAN RODRÍGUEZ FRAILE: “el Carnero ”
  • LUCAS FERNÁNDEZ de Piedrahita.
  • JOSÉ DE OVIEDO.

CRONISTAS CHILENOS:

  • FRANCISCO NÚÑEZ DE PINEDA: “El cautiverio feliz”
  • ALONSO DE OVALLE: “Histórica relación del reino de Chile “

POETAS DE LA EPOCA COLONIAL

 Los poetas que  Sobresalen en la época colonial son los siguientes

POETAS ESPAÑOLES:

  • JUAN DE CASTELLANOS: “Elegías de varones ilustres de indias ” (1589)
  • ALONSO DE ERCILLA: “La Araucana” (Primer poema épico de América).
  • FRAY DIEGO DE HOJEDA:”La Cristiada “(poema épico religioso)
  • JUAN DEL VALLE Y CAVIEDES: “El diente del parnaso”

POETAS PERUANOS:

  • AMARILIS: “Epístola a Belardo”
  • JUAN DE ESPINOSA MEDRANO: “El apologético a favor de don Luis de Góngora…”
  • ISABEL FLORES DE OLIVA (“Santa Rosa de Lima “) (1586-1617)

POETAS MEXICANOS

  • FRANCISCO DE TERRAZAS: “Nuevo mundo y conquista ” (obra épica)
  • ANTONIO DE SAAVEDRA GUZMAN: “El peregrino indiano” (poema épico)
  • JUAN RUIZ DE ALARCÓN: “La verdad sospechosa”
  • BERNARDO DE BALBUENA: “Bernardo ” “La Grandeza Mexicana “
  • SOR INÉS DE LA CRUZ: “Sueño ” “Respuesta a sor filotea “.
  • CARLOS DE SIGÜENZA V GÓNGORA: (1645-1700) (“El Góngora mexicano”) “Infortunios de Alonso Ramírez” (1690), “Primavera indiana “, “Triunfo parténico “
  • LASSO DE LAVEGA.

POETAS CHILENOS

  • PEDRO DE OÑA: (1570-1643): “El Arauco Domado ” (1596) (poema épico escrito en octavas reales. Consta de diecinueve cantos. Exalta las virtudes guerreras de los araucanos).

POETAS COLOMBIANOS:

  • HERNANDO DOMÍNGUEZ CAMARGO: (¿15907-1656) “Poema heroico de San Ignacio de Loyola “.
  • SOR FRANCISCA JOSEFA DEL CASTILLO i GUEVARA (“Sor Concepción Castillo “: (1671-1742) “Afectos espirituales ” “Vida “.

POETAS ECUATORIANOS:

  • JACINTO DE EVIA: “Ramillete de varias flores poéticas ”
  • ANTONIO BASTIDAS JERÓNIMO DE VELASCO

POETAS CUBANOS:

  • SILVESTRE DE BALB0A: (¿1564-1634?) “Espejo de paciencia ” (poema épico)

POETAS ARGENTINOS:

  • LUIS DE TEJADA: (1604-1680)(Poeta barroco) “El Peregrino en Babilonia “, “Poesía místicas “.

LITERATURA NEOCLÁSICA

(S.XVIII).

La obra debía responder a un modelo universal y tenía que ser un reflejo de la realidad, ajustado a los principios de verosimilitud y decoro.

Las creaciones debían seguir la preceptiva clásica, sin mezclar lo trágico y lo cómico. La literatura debía tener esencialmente una intención didáctica. La obra literaria había de cumplir el principio clásico de «enseñar deleitando». Sin embargo, el arte dieciochesco produjo también una literatura de inspiración clásica en la que se recreaban los placeres de la vida dentro de un entorno natural poblado por figuras mitológicas.

 La creación literaria se guía por la razón, por lo que los escritores manifiestan su espíritu crítico ante el mundo que los rodea. A finales del siglo, algunos escritores rechazan la rigidez de la normativa neoclásica y ensalzan los sentimientos por encima de la razón. Este movimiento se denomina Prerromanticismo, ya que anuncia ciertas características románticas.

 Principales géneros de la literatura neoclásica . El espíritu crítico y el afán didáctico impregnan los géneros tradicionales y fomentan el desarrollo de otros, como el ensayo o la fábula.

El ensayo permite la divulgación del pensamiento ilustrado.

Los principales ensayistas son Benito Jerónimo Feijoo y Gaspar Melchor de Jovellanos.

En el campo de la prosa de ficción, destacan la novela Fray Gerundio de Campazas, del padre Isla, y las obras de José Cadalso .-Cartas marruecas, en la que la sátira social se vale del Género epistolar, y Noches lúgubres. La poesía se va a guiar por los criterios de didactismo y «buen gusto» y por la admiración a los autores grecolatinos propia de la época. Así, se desarrolla una poesía utilitaria y filosófica junto a una lírica sensorial de inspiración clasicista, que recupera géneros como las anacreónticas o que regresa a la ambientación bucólica. Ambas tendencias están representadas por Juan Meléndez Valdés, el poeta más significativo del siglo.

LOS QUE SOBRESALEN

  • Fray Francisco de Castillo Andraca y Tamayo (“El ciego de la merced”): (1716-1770) (poeta) “Coplas del ciego de la merced”. Pedro de Peralta y Barnuevo (“doctor Océano”) “Lima fundada”, (poema épico)
  • Alonso Carrió de la Vandera (Concolorcorvo”) “El lazarillo de ciegos caminantes “
  • Pablo de Olavide y Jáuregui: (1725-1804) “El evangelio en triunfo ” o “Historia de un filósofo desengañado”.

LITERATURA DE LA EMANCIPACIÓN

Las guerras, libradas por los criollos contra la metrópoli y a su vez entre sectores de la misma población autóctona, que entre 1810 y 1824 condujeron a la formación de estados nacionales en Hispanoamérica, no sólo trajeron la emancipación política, sino también la intelectual y literaria.

 En este período se difundió el periodismo y la poesía; también aparece la novela.

Entre las figuras más notables de este proceso emancipador, podemos señalar a:

  • Francisco Eugenio de Santa Cruz y Espejo: (1747-1795) (Director del primer período ecuatoriano “) “Nuevo Luciano” o “Despertar de ingenios”.
  • Bartolomé Hidalgo: (1788-1822) (poeta uruguayo) “Cielito de Maipú”
  • Mariano Melgar: (1790-1815) (poeta peruano prerromántico) “Yaravíes”
  • Gabriel de la Concepción Valdés (“Plácido”): (1809-1844) (poeta cubano) “Plegaria a Dios” “La fatalidad”, “La flor de café”
  • José María de Heredia: (1803-1839) (poeta cubano prerromántico) “Oda al Niágara ” “Oda al teocalli de cholula
  •  José Joaquín de Olmedo: (1780-1847) (poeta ecuatoriano) “Oda a la victoria de Junín “
  • Andrés Bello López: (1781-1865) (poeta y filólogo venezolano) “Silvas americanas” (de las que sobresalen: “Alocución a la poesía”y “Silva a la agricultura de la zona tórrida “) “Filosofía del entendimiento”.
  •  Juan Cruz Vareta: (1794-1839) (poeta argentino que inició también el teatro en su país) “Oda a la libertad” “Oda al establecimiento de la sociedad filarmónica” “Oda a la dirección dé la Universidad”.
  • José Joaquín Fernández de Lizardi (“El pensador mexicano”) (1776-1827) “El periquillo Sarniento” (1816) (primera novela hispanoamericana).
  • Antonio José de Irisarri: (1786-1868) (novelista guatemalteco) “Historia del perínclito Epaminondas del Cauca”.

LITERATURA COMTEMPORÁNEA

 (S.XX)

EL MODERNISMO (1888-1914):

Los aires renovadores del Modernismo en el último cuarto del s. XIX significaron el primer logro colectivo de categoría universal alcanzando por las letras hispanoamericanas.

Las experiencias técnicas con que se trató de hallar lo nuevo, lo bello, lo puro, incluyeron desde el cosmopolitismo y el culto por lo exótico al escapismo y al misticismo. Hubo doble influencia: francesa y anglosajona. Y hubo el reclamo perentorio de un vacío que debía llenarse. Los modernistas poetizaron conflictos y temas que eran independientes de las preocupaciones materialistas: entre los cuales la relación sexual, las ramificaciones carnales del amor, hasta entonces verdadero tabú en la literatura americana. El genuino fundador de este movimiento es el poeta y prosista nicaragüense Rubén Darío.

EL POSMODERNISMO:

A partir de los años 20, la poesía modernista fue socavada por diferentes tendencias que encarnaron la reacción en contra de sus presupuestos. Los posmodernistas propugnaron en parte, la vuelta hacia la tradición clásica, pero sobre todo, exaltaron la olvidada sencillez de las cosas cotidianas, de la realidad familiar, lo hogareño. Sus grandes exponentes son: Gabriela Mistral, Alfonsina Storni, Juana de Ibarbourou. Las dos últimas vertieron en sus composiciones un concepto de felicidad cifrado en el placer sensual.

EL CRIOLLISMO:

Todas esas influencias entre mezcladas solieron fundirse en una aspiración común: el denominado criollismo. Otro paso adelante en la exigencia americanista fue el denominado “Criollismo”, mediante el cual los personajes imaginados o retratados por el escritor fueron inseparables del ambiente natural en que se integraban, y aún más de lo “autóctono”. Se buscó la combinación con el humorismo picante y la incorporación de leyendas y cuentos folklóricos. Por otro lado, la novela se entreabrió a la sordidez y brutalidad del entorno, a unos problemas contemplados a la luz de su cruda realidad socio-económica. Los representantes más caracterizados son:

NOVELISTAS

  • Tomas Carrasquilla: (1858-1940) (colombiano)”La marquesa de yolombo” (1926)
  • Rufino Blanco Fombona: (1874-1944)(venezolano) “El hombre de oro”(1915)
  • Carlos Claudio Reyles: fue narrador y ensayista (1868-1938) (uruguayo) “El terruño”(1916) “El gaucho florido” (1932)
  • Federico Gamboa: (1864-1939)(mexicano) “Santa”(1903) “Suprema ley”.
  • Roberto Jorge Payró: (1867-1928) (argentino) “Chamijo” “El casamiento de (1908) “Divertidas aventuras del nieto de Juan

CUENTISTAS:

  • Javier de Viana: (1868-1926)(uruguayo) “Yugos” “Leña seca” “Hurí” “Macachines”.
  • Baldomero Lillo Figueroa: (1867-1923) (chileno) “Subterra” “Subsole”
  • Horacio Quiroga: (1878-1937) (uruguayo) “Cuentos de amor, de locura y de muerte” (1917), “Cuentos de la selva” (1918) “Anaconda” (1921), “Los desterrados”, “El desierto” “El crimen del otro” “El salvaje”, “Más allá”. Además de narrador, Quiroga fue poeta y dramaturgo.
  • Mariano Latorre: (1886-1955) (chileno) “Cuna de cóndores” “Chilenos del mar”.
  • Mención aparte y especial tienen: Rómulo Gallegos, Ricardo Güiraldes y José Eustasio Rivera, quienes cultivaron novelas regionalistas (“novelas de la tierra”), esto es, grupo de novelas de tendencia criollista con objetivos más ambiciosos. Podemos incluir también a:
  • Eduardo Barrios: (1880-1951) ( chileno) “Gran señor y rajadiablos”(1948)
  • Benito Lynch: (1880-1951)( Argentino) “Los caranchos de la florida ” (1916) “El inglés de los huesos (1924), “El romance de un gaucho” (1933) “Raqueta”, “Polo verde “, “La evasión “.

EL INDIGENISMO:

El movimiento indigenista en su conjunto, implica por un lado, tomar una conciencia aguda de la diferenciación real entre el universo indígena y el universo desde el cual el indigenismo es producido; por otro, señalar que dicha diferenciación es social y cultural Hablar de indigenismo implica aceptar la existencia de un mundo dividido y desintegrado.

La novela indigenista, que tuvo su momento de mayor auge entre 1920y 1930, es una de las tendencias narrativas más definidas del panorama literario de nuestro siglo. Uno de los modelos más repetidos en la novela indigenista presenta al grupo indígena en condiciones utópicas de estabilidad social y armonía con la naturaleza, interferido por fuerzas exteriores que lo humillan y truncan su sistema. Con respecto al lenguaje, se ha intentado, sobre la base de la escritura en español, la introducción de vocablos indígenas. También la narrativa indigenista ha sido permeable a formas y funciones provenientes del mito, el cuento, la épica, la leyenda. El componente lírico es otra de sus características distintivas, asumidas a través de la incorporación de canciones indígenas o del descriptivismo o paisajístico.

LOS REPRESENTANTES MÁS DESTACADOS SON:

  • BOLIVIANOS:
  • Jaime Mendoza: (novelista)’En las tierras del potosí” (1911)
  • Armando Chirveches: (1883-1926) (novelista) “La Candidatura de Rojas” (1909).
  • Rigoberto Paredes: (ensayista) “Mitos, supersticiones y supervivencias populares de Bolivia “(1920)
  • Alcides Argüedas
  • ECUATORIANOS:
  • Jorge Icaza
  • PERUANOS:
  • Ciro Alegría Bazán
  • José María Argüedas Altamirano
  • Enrique López Albújar

EL CICLO DE REVOLUCIÓN MEXICANA:

Situaremos como algo aparte la novelística surgida en México tras las radicales transformaciones habidas de su proceso revolucionario de 1910-1920.con respecto a esa Revolución social, la primera del s. XX sobresalen los siguientes autores (novelistas):

  • Martín Guzmán: (1887-1977) “El águila y la serpiente” (1928) “La sombra del caudillo” (1930) “Memorias de Pancho Villa”, “Islas María”, etc.
  • José Rubén Romero: (1890-1952) “Apuntes de un lugareño” (1932) “Mi caballo, mi perro y mi rifle” (1936) “Desbandada ” “La vida inútil de Pito Pérez”.
  • Mariano Azuela

EL VANGUARDISMO:

Entre las décadas del 20 y del 30, empezó la proliferación de los movimientos vanguardistas, cuyos representantes dieron mayor importancia a la poesía. En la mayoría de los estados, pasaron directamente al ataque de toda forma preconcebida, tal lengua misma, su normativa gramatical y su sintaxis, fue objeto de su agresividad.

 En la narrativa, la introducción de tales novedades fue mucho más lenta. Los ISMOS AMERICANOS (Corrientes de Vanguardia en América) cuyo nacimiento se registró en nuestro continente son:

  • EN CHILE:

(Si El creacionismo de Vicente Huidobro,El runrunismo (vocablo tomado de un juguete infantil, el runrún)

  • EN MÉXICO

El Estridentismo (polarizado por la revista “Los Contemporáneos”)

  • EN ARGENTINA

El Martín Fierrismo (vocablo tomado de “Martín Fierro”, obra cumbre del poeta gauchesco José Hernández.

OTROS POETAS VANGUARDISTAS SON:

  • Ricardo Molinari: (1898-1985) (argentino) “El imaginero”(1927).
  • Eduardo Carranza: (1913-1985) (colombiano) “Seis elegías y un himno”.
  • José Lezama Lima:
  • Mario Brull: (1891-1956) (cubano de tendencia dadaísta y que creó un lenguaje nuevo, La Jitanjáfora).

También hay que resaltar La poesía afroamericana, cultivada en el área caribeña, sobre todo en Cuba. Esta poesía presenta el legado negro y sus raíces africanas. Su máximo representante es

  • Nicolás Guillen. Otros cultivadores son:
  • Emilio B aliagas: (1908-1954) (cubano) “Júbilo y fuga”
  • Ramón Guirao: (1908-1949) (cubano)
  • Luis Palés Matos: (1898-1959) (portorriqueño que acudió a toda clase de onomatopeyas,jitanjáforas, evocaciones africanas, etc.

Mención especial tienen tres grandes poetas del Vanguardismo Hispano-americano, ellos son:

  • Cesar Vallejo (peruano), Pablo Neruda y Octavio Paz.

LA NARRATIVA CONTEMPORÁNEA EL BOOM.

A partir de mediados del S:XX, hay mucha captación del lector en Hispanoamérica por las obras narrativas (la novela y el cuento). El escritor hace uso de los procedimientos narrativos más ricos y más variados para acercarse a la historia, al entorno y hombre americanos. En una lograda fusión de localismo y universalidad, hace uso de un lenguaje que es natural y a la vez asequible a cualquier lector hispanohablante, e inserta los problemas particulares en los característicos del hombre contemporáneo.

La literatura se convierte en una posibilidad de conocimiento, de explotación filosófica, de participación en las grandes aventuras del espíritu. Simultáneamente se realiza una transformación absoluta de los modos de narrar: se juega con los puntos de vista, se rompe el desarrollo lineal del relato, se exige la complicidad del autor, hasta hacer de la novela una aventura del lenguaje. Todo lo señalado caracteriza, en suma, al boom de la narrativa hispanoamericana, antes poco valorada o ignorada, y ahora traducida a la inmensa mayoría de lenguas. Borges fue el primero en adelantar la expresión “Realismo fantástico “, pero hizo más fortuna la de “Realismo mágico” (expresión acuñada por la crítica literaria europea). Alejo Carpentier, por su parte, prefirió la denominación lo “Real maravilloso “.

El éxito y la difusión de la narrativa hispanoamericana facilitó la promoción inmediata de los jóvenes que iniciaban su carrera en los años sesenta, o que irrumpían tardíamente en la novela.  los exponentes más destacados de este movimiento prolífico son:

  • Miguel Ángel Asturias (Guatemala);
  • Gabriel García Márquez (Colombia);
  • Mario Vargas Llosa (Perú);
  • los argentinos J. L. Borges,
  • Ernesto Sábato
  • Julio Cortazar y Manuel Puig
  • los mexicanos Juan Rulfo y Carlos Fuentes
  • los cubanos Alejo Carpentier, José Lezama Lima y Guillermo Cabrera Infante
  • Juan Carlos Onetti (Uruguay)
  • los paraguayos Augusto Roa Bastos y Gabriel Casaccia
  • los chilenos José Donoso y Carlos Droguett.
  • los venezolanos Miguel Otero Silva y Salvador Garmendia, etc.

Escribe Un Comentario