CUENTO EL PASO DEL YABEBIRI DE HORACIO QUIROGA

EL PASO DEL YABEBIRI

HORACIO SILVESTRE QUIROGA FORTEZA.
El resumen de la obra el paso del yabebirí de Horacio Quiroga es el siguiente:Existía muchísimas rayas en el río yabebirí, justamente eso quiere decir Yabebiri “río de rayas”. Una vez, picaron el talón de  un hombre, tanto era el dolor, tuvo que caminar rengueando cayéndose, y gritando hasta su casa.

Los hombres comenzaron a pescar en el rio, con bombas de dinamitas, y morían cientos, miles; chicos y grandes. Pero llegó a vivir a la isla un hombre, y entonces los prohibió que pescaran con dinamita. Lo hombres se molestaron a principios, pero como el hombre era de carácter, y bueno, se fueron a pescar a otra parte. Pero los peces, y las rayas estaban agradecidos por haberlos defendido. El hombre se paseaba, por la orilla del rio, fumando y las rayas lo contemplaban desde la orilla, nadando bajo el barro.

Un día en la orilla, salió de entre el bosque un zorro, y dijo, eh rayas, su amigo está herido, y viene en dirección aquí, se ha peleado con el tigre; y el tigre viene por detrás, dejadlo pasar. A la otra orilla, es un hombre bueno. Las rayas respondieron, a él lo dejamos pasar, al tigre nuca.

Y en eso que hubo terminado de hablar el zorro, llegó el hombre, con la cara herida, y la sangre que corría por su rostro, el pecho hasta su pantalón. El hombre cruzó a la otra orilla, y no pudiendo más, se desmayó en la orilla. Mientras las rayas empezaban a contemplar a su amigo herido. Un rugido hizo estremecer las aguas, que las rayas de un brinco ya estaban en la otra orilla para impedir el paso del tigre. En efecto el tigre ya estaba en la orilla del yabebirí, estaba muy herido. Vio al hombre a la otra orilla y salto a al agua, para cruzar y matarlo.

Pero apenas hubo saltado, sintió unas clavadas en los pies que lo hizo retroceder. Y luego se dio cuenta que eran las rayas que lo impedían avanzar. El tigre dijo rayas déjenme pasar, ellas se negaron. El tigre pensó hacer un salto largo, porque dijo las rayas están en la orilla, como hubo hecho el salto sintió nuevamente unos aguijonazos que lo hicieron volver a la orilla y tirarse en la arena.

En eso llegó la tigre. Y les dijo, rayas déjenme pasa, por que sino, no les va ha quedar ni una cola. Y sin haberse dado cuenta había metido una pata al agua, donde aprovechó una raya para clavarle su aguijón y le dijeron si tenemos todavía la cola, y echaron a reír. La tigre intentó pasar por río arriba pero no resulto, debido a que las rayas con la ayuda de los peces dorados llevaron el mensaje a todas las rayas del Yabebirí, que no pase ningún tigre.

La tigra y el tigre habían vuelto al monte .tuvieron tiempo para hablar con su amigo el hombre. él dijo que enviaran a buscar a su amigo el carpinchito que se crío en mi casa. Puesto que él no sabía dónde está, y el se había ido  a vivir al  monte. El podría ir a mi casa, pues ahí todos lo conocen, y Con un mensaje que el hombre escribió con su propia sangre y usando como pluma una espina de pescado envió el mensaje. Mándenme con el carpinchito el winchester y una caja entera de veinticinco  balas.

Acabado hablar el monte tembló con un sordo rugido. Aparecieron muchísimos tigres más. Y esto era inicio de una sangrienta batalla que duro por media hora. Donde murieron cientos y miles de yabebirí, puesto que cada manotazo de los tigres, éstas volaban despedazados por el aire y los que quedaban heridos nuevamente se unían en línea de batalla.

Murieron la mitad de las rayas, y la otra mitad estaba herido, era imposible detener el avance de los tigres. Y ya acababa las esperanzas de salvar al hombre. Pero en eso apareció el carpinchito con las balas en la cabeza para no mojarse, y el winchester.

La esperanza apareció y efectivamente justo cuando el primer tigre terminaba de cruzar el yabebirí.el hombre empezó a matar uno, por uno. Y la victoria fue celebrada con gran griterío. Los cuerpos de los tigres fueron gran bocado para las palometas.

En poco tiempo las rayas volvieron a ser tan numerosas como antes, y el hombre se curó. Y ahora las rayas lo cuentan a los peces más pequeños de las batallas que tuvieron con los tigres, aliados con ese hombre que sigue fumando su cigarro a orillas del Yabebirí. Esto ha sido un breve resumen del cuento EL PASO DEL YABEBIRI.

Fue muy entretenido hacer el resumen de este cuento el paso del yabebirí. Espero que te guste.

EL PASO DEL YABEBIRI

AUTOR: Horacio Silvestre Quiroga Forteza.

NACIONALIDAD: Uruguayo

GÉNERO LITERARIO: Narrativo.

ESPECIE LITERARIA: Cuento.

LOCALIZACIÓN DEL TEXTO: El cuento el paso del yabebirí pertenece al libro ”cuentos de la selva”

ESCUELA O MOVIMIENTO LITERARIO A LA QUE PERTENECE EL AUTOR: Naturalista y Modernista

 

ALGUNOS TÉRMINOS PARA ENTENDER MEJOR EL CUENTO EL PASO DEL YABEBIRI

Winchester(arma). Es un fusil

Carpincho: así se lo conoce o llama en uruguay, pero en Perú lo conocemos como ronsoco.

 

 

si te gusta comparteloTweet about this on TwitterShare on Facebook6Share on Google+2Share on LinkedIn0Pin on Pinterest0Email this to someone

2 comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *