TRADICION LOS INCAS AJEDRECISTAS DE RICARDO PALMA

LOS INCAS AJEDRECISTAS

RICARDO PALMA
Resumen de la tradición los incas ajedrecistas de Ricardo Palma es el siguiente: palma relata una historia apoyado en una tradición del siglo XVI, recogida por un cronista que escribió, que una partida de ajedrez y su consejo para mover una pieza le costó la vida al Inca Atahualpa.

En Cajamarca lugar donde estaba prisionero el Inca Atahualpa desde 15 de noviembre de 1532 hasta  su muerte, se reunían los capitanes Hernando de soto , Juan de Rada, Francisco de Chaves,Blas de Atienza y el tesorero Riquelme y otros mas, y se reunían todas las tardes con el propósito de jugar ajedrez, sobre una mesa se había dibujado el tablero y las piezas eran de barro. El Inca aparentemente no daba muestra de interés sobre el juego, ni como se movía las piezas, pero todas las tardes se sentaba junto a su amigo y amparador Hernando de Soto.

En una tarde ajedrecista de Hernando de Soto y Riquelme, en el momento que Henando de Soto iba a mover el caballo, el Inca lo detuvo diciéndole en voz baja No, Capitán, no.. ¡el castillo!, luego de meditar un momento Hernando, obedeció a la voz del Inca, y luego de pocas jugadas más, Riquelme estaba en mate. Y desde aquel día De Soto, al terminar de jugar, invitaba a jugar al Inca una sola partida, y le cedía las piezas blancas en muestra de gentileza. Y no demoró mucho Atahualpa en aprender y jugaba de igual a igual con su maestro. Y el Inca fue invitado por otros españoles a jugar, menos por Riquelme, el inca se excusaba por medio de su intérprete Felipillo, quien decía jugar poquito y ustedes mucho.

La intromisión del inca le costaría la vida, De los 24 jueces convocados por Pizarro, se le condenó por 13 votos contra 11. Riquelme firmó por su muerte, y así fue condenado a muerte el  Inca.

Luego Pizarro para estrechar relaciones con los nativos, entrego la insignia imperial a Manco, un Joven de 18 años, era primogénito de Huáscar. Cuando hubo guerra entre almagristas y pizarristas, apoyo a Almagro y los acogió en Vilcabamba donde había establecido su corte. La convivencia con los almagristas hizo que el nuevo inca se “españolizara” y cogiera sus gustos, entre ellos, el ajedrez y las bochas. Estaba escrito una vez más, que el ajedrez movería sus piezas con el signo de muerte.

Un tarde en que jugaba Manco una partida con un hispano, manco hizo un enroque prohibido por las reglas, esto llevo al hispano a hablar con mucho enojo y despectivo al inca, pero Manco no le dio importancia y él creyó que estaba bien hecho la jugada. Los ánimos se caldearon y un bofetón del inca al agresor, este respondió con dos puñaladas que termino por matar al inca, en venganza los nativos mataron al asesino y a todo español que encontraban. Esto Irónicamente, mover las piezas de un noble juego, determinaba una vez más el destino de un inca.

 TRADICION LOS INCAS AJEDRECISTAS


AUTOR: Manuel Ricardo Palma Soriano (1833-1919).
NACIONALIDAD: Peruano
GÉNERO LITERARIO. Narrativo.
ESPECIE LITERARIA: Cuento. (Tradiciones)

si te gusta comparteloTweet about this on TwitterShare on Facebook12Share on Google+1Share on LinkedIn0Pin on Pinterest0Email this to someone

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *